¿Cómo pintar un cromado?

0
529

 

El cromo es un metal de gran dureza con unas excelentes propiedades anticorrosivas que le hacen especialmente indicado para el revestimiento de piezas expuestas a una fricción constante, al roce, o expuestas a ambientes oxidantes como por ejemplo zonas de playa.

Cuando se habla de una pieza cromada, en muchas ocasiones se piensa que es cromada debido a un tipo especial de pintura pero realmente se trata del resultado final de un proceso químico (electrolisis) con cromo al que se somete la superficie.

En líneas generales este proceso de cromado consta básicamente de tres pasos:

  1. La pieza a cromar se introduce primero en un baño de níquel o cobre.
  2. Seguidamente, se sumerge en una bañera llena de una solución a alta temperatura compuesta principalmente por ácido cromático y una pequeña cantidad de ácido sulfúrico. En este proceso se deja sumergida la pieza durante aproximadamente 30 minutos de tal manera que, a medida que pasa el tiempo, el cromo se va impregnado poco a poco en la pieza.
  3. Finalmente, una vez sacada la pieza cromada de la bañera, se lava para eliminar cualquier resto de la solución.

Como se trata de un proceso químico, aún no se ha conseguido una pintura que ofrezca ese mismo acabo brillante característico del cromado y que sea tan duradero en el tiempo.

No obstante, las piezas cromadas sí se pueden pintar. En unos sencillos pasos, vamos a explicarte cómo hacerlo.

Limpieza de la pieza cromada que queremos pintar

La limpieza de la pieza cromada a pintar es imprescindible para asegurarse una superficie exenta de partículas, sustancias o elementos que dificulten una buena adherencia de la pintura. Para limpiar la pieza cromada que queremos pintar,  pulveriza sobre la superficie el desengrasante en spray de Spray Max y mediante un paño de papel frota el desengrasante por toda la superficie. Repite la operación tantas veces como sean necesarias.

Preparación de la pieza cromada antes de pintarla

Es primordial realizar una buena preparación de la pieza cromada que queremos pintar para garantizarte un resultado perfecto. En este caso, la manera más sencilla es utilizando lijas. Como el cromo es una película dura, te recomendamos empezar con una lija en seco del grano P-100 para arrastrar la mayor superficie cromada posible. Ejerce con cuidado la misma presión por toda la pieza hasta que dejes toda la superficie totalmente mate y homogénea.

Seguidamente, y de la misma manera, utiliza una lija en seco del grano P-320 para suavizar la rugosidad creada.

Cuando hayas acabado, pulveriza nuevamente el spray desengrasante Spray Max por toda la zona y mediante un trapo frota por toda la superficie para dejar la zona limpia y exenta de agentes que puedan impedir un buen agarre de la imprimación.

Spray desengrasante para limpieza de la pieza (haz click en la imagen para comprar el producto en nuestra web)

En el caso de que existan abolladuras en la pieza cromada que queremos pintar:         

Lija toda la superficie con una lija en seco del grano P-120. Limpia el polvo generado con un trapo y a continuación rellena el golpe con la masilla universal Novol 250g utilizando para ello espátulas de carrocero.

Masilla universal de poliéster para reparar abolladuras en la pieza cromada (haz click en la imagen para comprar el producto en nuestra web)

Una vez seca la masilla, utiliza una lija en seco del grano P-120 para rebajar el exceso de masilla. Seguidamente suaviza toda la pieza (tanto la zona reparada como el resto) con una lija en seco del grano P-320.

En cualquiera de los casos, seguidamente debes aplicar el Spray de Imprimación Fosfatante Zaphiro con el fin de proteger la superficie y mejorar el anclaje de la pintura.

Spray de imprimación-aparejo de alta calidad para la protección de la superficie. (haz click en la imagen para comprar el producto en nuestra web)

¿Cómo pintar un cromado?

La mejor manera de conseguir un pintar una pieza cromada es haciéndolo mediante sprays de pintura de carrocería.

Dependiendo del color que elijas (solidos o metalizados) los hay en monocapas o bicapas.

  1. Si te decides por un color solido sería un monocapa. Su aplicación es muy sencilla ya que al ser de acabado directo (brillo, satinado o mate) solo tienes que utilizar el spray de pintura sin necesidad de rociar un barniz posteriormente. Para aplicar esta pintura debes hacerlo de la siguiente manera:

– Pulveriza de dos a tres manos finas del spray de pintura monocapa dejando la superficie con el acabado elegido (brillante, satinado o mate).

– Deja de 2 a 3 minutos de evaporización entre mano y mano de pintura.

  1. En el caso que te decidas por un color metalizado sería una pintura bicapa. En este caso sí necesitas aplicar por encima de la pintura un barniz para que se quede protegido y con el acabado deseado (brillante, satinado o mate).

– Pulveriza de dos a tres manos finas del spray de pintura bicapa a una distancia de 20cm, dejando aproximadamente 3 minutos entre mano y mano.

Spray de pintura bicapa hecho a medida con el color necesario. (haz click en la imagen para comprar el producto en nuestra web)

– Una vez hayas aplicado la última capa déjalo secar de 20 a 30 minutos hasta que veas el color mate.

– A continuación, rocía de la misma manera, dos capas del spray de barniz acrílico 2K Spray Max  dejando 5 minutos entre manos.

Spray de barniz incoloro de dos componentes. (haz click en la imagen para comprar el producto en nuestra web)

Y de esta sencilla manera podrás pintar tu pieza cromada de cualquier color. Solo tienes que tener los conocimientos (que ahora ya los tienes  😉) y los productos de pintura que podrás conseguirlos en nuestras tiendas físicas de pintura o en nuestra tienda online de pintura.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here